CON EL TIEMPO...

Con el tiempo he aprendido que no debo posponer la felicidad a la consecución de un objetivo sino que debo trabajarla y vivirla aquí y ahora porque existen pequeños milagros en el día a día que alimentan mi esperanza y mi confianza en el ser humano. Con el tiempo he aprendido que vivir con autenticidad es el mejor arte que puedo practicar en mi rutina diaria para no perder de vista el gran regalo de la vida. Soy consciente de que existo de una manera contingente, es decir, no necesaria. Quizá por eso, interiormente siento agradecimiento hacia todo lo que me rodea porque he descubierto que cada elección supone determinada renuncia. Sé que no se puede tener todo por eso, ahora intento mirar aquello que tengo en lugar de centrarme en lo que me falta. Tengo lo más importante: salud. Algo que ahora mismo envidian muchos enfermos que pasan sus días en las horas lentas de la habitación de un hospital.

Con el tiempo he aprendido que aquello que define a las personas no es tanto sus palabras sino sus hechos. No es que las palabras no tengan valor pero sí dejan de tenerlo cuando no van respaldadas por la coherencia en la acción. No me gustan las promesas incumplidas ni que el cariño hacia otra persona dependa de la distancia que te separa de ella ya que entonces hablamos de una relación de utilidad. Santo Tomás diferencia precisamente este tipo de amistad de la amistad verdadera en la que el amigo quiere al otro como se quiere a sí mismo y le desea su bien.
Con el tiempo he comprendido que la responsabilidad sobre mi propio bienestar emocional depende únicamente de mí misma. Por eso, me gusta rodearme de personas que me potencian y me refuerzan en lugar de restarme energía. He descubierto que la vida te da más cuanto menos pides y que la mejor forma de vivir es estar abierto a las novedades del destino, a la posibilidad de hacer nuevas amistades, al reto de enfrentarse a nuevas situaciones que te permiten crecer...

Existen pequeños milagros en el día a día. Situaciones que merecen la pena disfrutar y respirar. Quizá puedo valorarlos porque en algún momento conocí el sufrimiento inhumano de la enfermedad y de la muerte. Me gusta pasear, ir al cine, sentarme en un banco y ver a la gente pasar, me encanta el contacto directo con el otro y hablar quizá porque siento que en todos esos momentos aflora mi verdadero yo y la verdad esencial de mi ser. No sé si los demás pueden ver mi alma pero yo sí siento mi alma cuando estoy en contacto con los demás.
Estamos a punto de estrenar una estación que me encanta: el otoño. Lejos de la tristeza porque termine el verano el mes de septiembre siempre trae energías renovadas a mi vida que aparecen envueltas en forma de nuevos proyectos.
Muchas gracias por leerme. Recuerdo que en uno de los relatos que escribí hace tiempo decía: "Hoy, sólo soy una escritora en busca de un lector". Hoy, gracias a este blog, ya puedo decir que me falta muy poquito para alcanzar las mil visualizaciones de mi perfil. Para celebrarlo, me despido escuchando la nueva canción de David Bisbal que me gusta porque me transmite alegría: http://www.youtube.com/watch?v=qvTsxy5wA-4
Con cariño.

Comentarios

  1. Con el tiempo, M-txu, con el tiempo... (ese segunderooooo!). En serio, con el tiempo Y con tu afán de superación, hasta el infinito y más allá... Ya sabes que mi alma te acompaña.

    ResponderEliminar
  2. Con el tiempo, encontramos un motivo para inventarnos cada día; hay que dejar que entre aire nuevo por la ventana, que llene nuestros pulmones y nos aliente para vestirnos de color sonrisa. Siempre hay un motivo para reinventarse cuando la vida se nos pone cuesta arriba: quizá rebuscar en nuestros bolsillos dónde seguro hay muchos sueños felices por cumplir.

    Tu alma, mi querida Maite, se lee y se ve en cada línea, en cada letra...

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Queridas Eva y Fiona: a lo mejor mi reflexión sobre el tiempo destila cierta nostalgia, sin embargo, se trata de un escrito que para mí es positivo peuesto que siento que estoy en un buen momento de mi vida. En el que a lo mejor, como bien dice Fiona, tengo que "reinventarme" puesto que recientemente he terminado una etapa profesional muy larga y debo seguir caminando hacia otra parte. Estoy en un momento de búsqueda pero eso me gusta quizá porque me gustan los retos.

    Muchas gracias a las dos por estar ahí y por ver parte de mi ALMA en este blog.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. "He descubierto que la vida te da más cuanto menos pides y que la mejor forma de vivir es estar abierto a las novedades del destino". Me ha encantado, de veras, Maite.

    Gracias por estas reflexiones para el lunes por la mañana ;-)

    Un abrazo,
    Íñigo.

    ResponderEliminar
  5. Hola Íñigo, qué tal estás? La verdad es que creo que la vida tiene una verdad esencial que muchas veces perdemos de vista por atender a lo accidental. Creo que todos deberíamos tener una única meta: SER FELICES. Tomando conciencia de que la felicidad está en el orden del ser y no del tener.

    MUCHAS GRACIAS por ser siempre positivo en tus comentarios. Disfruta de este lunes.

    ResponderEliminar
  6. ola mchu, con un poquico de retraso me reincorporo a los comentarios tan acertados que generan tus palabras... asi es, es inherente al ser humano cómo el paso del tiempo es fundamental para el crecimiento personal, desde que nacemos iniciamos un proceso de desarrollo que no parará hasta el final. se pueden aprender muchas cosas aunque hay algunas más importantes como son, haciendo uso de tus propias palabras, la coherencia entre lo que se dice y lo que se hace, el entendimiento de que lo verdaderamente importante es alcanzar esa felicidad a la que estamos destinados... un bs, pablo

    ResponderEliminar
  7. Querido Pablo: la vida es un constante aprendizaje que nos va cambiando por dentro y nos vuelve mejores personas y más conscientes de quiénes somos.

    Es cierto, para mí es muy importante ser coherente entre aquello que se dice y aquello que se hace. Creo que la coherencia es la única forma de construir cualquier tipo de relación pero especialmente es fundamental en la relación de pareja.

    Que pases un buen fin de semana y hasta pronto.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Ventajas de ser emprendedor después de los 40