Liberar sentimientos

Existen momentos en los que uno escribe bajo un influjo de inspiración, conciencia, corazón y sentimiento. Tal vez, porque en algunos momentos, yo también me desahogo a través del papel. El resultado de ese ejercicio de introspección es este: Liberar sentimientos.




Espero que os guste. A veces, detrás de una página web existe más trabajo del que se ve a simple vista. Así que doy las gracias a F, el informático que creó esta página y uno de los mejores compañeros que he conocido en Psicología Práctica. De hecho, es el mejor para mí.




Gracias a todos, de corazón. A veces, nos cuesta tanto hablar de lo importante, que un día, descubres que te ahogas en medio de la superficialidad más absoluta. Eso aprendí hoy, también, de mis alumnos de la Umafy.

Comentarios

  1. gracias a ti Maite! me ha encantado (como no podía ser de otra manera jeje) la reflexión sobre los sentimientos (y tantas y tantas cosas relacionadas con ellos). así es, no podemos vivir enquistados bajo un caparazón por miedo a que alguien o algo nos haga daño etc. hay que lanzarse al mundo sin miedo, miedo a mostrarnos como somos, a hacer partícipes a los demás de lo que nos sucede en el fondo del alma, a buscar cariño, personas a las que querer, situaciones en las que disfrutar de una buena amistad. como dice el refrán, no se puede poner puertas al campo. que nuestra mochila emocional (qué buena imagen) sea un estímulo y no una carga. depende en algunos casos del entorno pero siempre de uno mismo. abrazos pablo

    ResponderEliminar
  2. Hola Pablooooooo:))) Muchas gracias como siempre por tus palabras y por tu sabiduría:)))))
    Maite

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Ventajas de ser emprendedor después de los 40