Ácido

Mira, ahí tienes un espejo,
¡a ver si eres capaz de sostenerle la mirada!

Mira ese gran pozo de ira en tus ojos ciegos,
tus labios afilados como espadas, tu boca
comerrabia, tu olor a quemado. Mira tu cara
rajada en el insomnio de dias y noches sin
pausa, tu corazón desecado. Mira la mierda
que te atraganta, tus manos que infectan.

Mira el rencor que rezumas,
¡a ver si le aguantas la mirada!

Autora: Isabel Rivas Etxaniz

Comentarios

Entradas populares de este blog

Ventajas de ser emprendedor después de los 40